En plena cuarentena, los vagos se jugaban un picadito: terminaron presos

Unas 16 personas terminaron presas en Chimbas porque, en plena cuarentena obligatoria, no tuvieron mejor idea que ponerse a tomar vino y a jugar un partido en un descampado.

Fue el personal del Comando Radioeléctrico el que organizó el operativo en el que lograron detener a todos. De los 16, 6 eran menores de edad. El resto fue alojado en la Subcomisaría Cipolleti donde quedarán hasta que llegue el día de su juicio en Flagrancia. La denuncia vino de un vecino del barrio Los Alerces, ya que cerca de la plaza principal se desarrollaba el partido de fútbol.

Todos están acusados de atentar contra la salud pública de la provincia ya que violaron la prohibición de transitar durante la cuarentena.

Casi se prende fuego una heladería en Pocito

Presidente Liga México Fútbol da positivo por coronavirus